jueves, 15 de julio de 2010


ÉRAMOS POCOS Y PARIÓ CUBA
Pues eso que como no tenemos bastante problemas en nuestro país nos ponemos el gorrito solidario y nos vamos a defender a presos políticos del régimen castrista, acción muy noble por parte de nuestro gobierno que se preocupa por los derechos de periodistas que por su manera de pensar fueron encarcelados.
¿Estamos tontos? Tenemos la peor crisis en el país desde los años ochenta, en recesión con una previsión de 4.500.000 de parados, que para poder recuperarnos serán al menos 3-4 años para restablecer los flujos laborales. Y nos dedicamos a jugar a los samaritanos.
Muy bien ayudemos cuando podamos, pero no ayudemos sin poder. Los gastos de esos viajes para las negociaciones salen de los presupuestos del estado, los gastos de los viajes para traer a España a esas personas salen de nosotros, de una economía endeudada sometida a los rumores de una intervención europea como en Grecia.
Y sin embargo, ahí está el señor ZP, librando batallas que no son el momento de librar. Emprendió la cruzada contra los crucifijos en las escuelas, modificó la ley del aborto, dio un decretazo en la reforma laboral y aplica unos recortes salariales y de previsiones como no se habían conocido nunca en la democracia. Creo que en estos momentos debería centrar su acción en arreglar lo que tenemos en casa, después si se puede ya jugaremos a ser salvadores.
Independientemente de eso, nos encontramos además con una situación particular, hemos sacado de Cuba a dos presos, bien, 2 presos que en total han traído 23 familiares consigo, a los que se les da alojamiento, asesoramiento laboral y una oportunidad de figurar como inmigrantes para que puedan regresar a su país cuando quieran.
No tiene desperdicio leer los comentarios que esos presos han manifestado, os dejo aquí el recorte de prensa:
Para evitar etiquetas de entender este recorte como procedente de un medio español de derechas he localizado un recorte de la prensa argentina.
Algunos están molestos por las condiciones del lugar donde se encuentran alojados desde su llegada a la capital española. Otros no aceptan ser inmigrantes


Los opositores cubanos se encuentran en el Hostal Welcome, ubicado en el sur de Madrid. De acuerdo a lo señalado por los disidentes, el baño es colectivo y las habitaciones no están ventiladas.

Asimismo calificaron al hostal de pobre y descuidado a pesar que el precio por noche de 13,90 euros supera el salario medio de Cuba .

Desde la Cruz Roja destacan que presos políticos se repartirán en varias comunidades autónomas donde se les dará asistencia durante dos años en alojamiento, asesoramiento laboral, apoyo médico y psicológico.

El otro tema que cuestionan algunos de los disidentes cubanos es la condición de inmigrante otorgada por el gobierno español, algo que les dejaría solicitar un permiso de residencia y poder un día volver a Cuba, según informa el diario español El Mundo en su versión online.

Sin embargo, de renunciar a esa condición, tendrían que solicitar el asilo político, lo que les cerraría las puertas de Cuba, ya que pasarían a ser considerados como refugiados.
Consultar noticia on-line:
http://www.infobae.com/mundo/526374-100891-0-Quejas-los-presos-politicos-cubanos-que-llegaron-Madrid

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada